<$BlogRSDUrl$>

lunes, enero 17, 2005

Bajarse al moro 


Viva España


Pues sí. Con tanta crítica como ha habido ultimamente a los ingresos, gastos y privilegios de la Casa Real (en especial con motivo del bodorrio con Leti) nuestro amado y campechano Rey ha decidido sacarse unas pelillas bajando a Marruecos a pillar. De paso, y para justificar el cargo y matar así dos pájaros de un tiro, se va a entrevistar con Mohamed VI, que para él es como pasar a saludar a la familia. Un chollo de viaje. Y ahí que se han apuntado hasta cinco ministros, a ver si también les cae algo. Y por favor, no sabemos quién ni cómo va a hacer de correo, así que no hagan preguntas incómodas.


Viva España


La única pega es que las cosas no nos han ido muy bien con los vecinos magrebís y se trata de arreglar las rencillas del pasado y dejar buena imagen a un lado y otro del estrecho. Para empezar, y como ilustramos arriba, la gente se ha echado a la calle a recibir a nuestro Rey (porque saben que es campechano, suponemos) con banderas españolas. Seamos malos ¿cuántos españoles jalearían al monarca marroquí con banderas de su país por las calles de Madrid? Caso de haberlos ¿cuánto tiempo tardarían las Fuerzas y Cuerpos en pedirles "los papeles"?


Manos entrenadas


Los súbditos alauís están empeñados en la tarea de mejorar la idea que de ellos tenemos por estos lares. Pero esta imagen del heredero, una especie de Froilán en babuchas, echándole mano al bolso de su propia madre con la habilidad y decisión de un carterista aprovechando un momento de distracción no va a ayudar mucho.


Cuidado con esa mano


Además esta visita no ha dejado contentos a todos. El ex-ministro Acebes ha acudido en rueda de prensa a anunciar que dentro de cuatro días se quejarán del Rey de Marruecos. No se quejan ahora, cuidado, no se equivoquen. Anuncian que se quejarán, para no estropearle la gira a nuestra familia real, pero aún no lo han hecho.
¿Y cuál será esta queja futura? El propio Acebes, en un alarde de videncia, nos lo adelanta. Mohamed VI ha recibido "a sus invitados con una ofensa, una agresión e incluso insultos". Literal. En la imagen le vemos levantándole la mano a Juan Carlos ("te voy a dar así, con la mano abierta" escucharon los testigos), lo cual confirmará, cuando se presente, la queja del PP. Más adelante llegaría la ofensa, en forma de pellizco en el culo de la Reina Sofía.

Estos moros son como son. Les das la mano y te cogen el brazo. Y es que todavía no han asimilado que les echáramos de una patada en el culo cuando los españoles nos dimos cuenta de que queríamos ser católicos y no islamófobos terroristas.

Haya paz.

|

This page is powered by Blogger. Isn't yours?

Weblog Commenting and Trackback by HaloScan.com